Saltar al contenido

Población nicaragüense no confía en gestión orteguista frente al coronavirus

marzo 26, 2020
Nicaragua duda de la gestión orteguista frente al coronavirus

La población nicaragüense no confía en la gestión del gobierno orteguista frente al coronavirus, debido al secretismo con que se maneja la información relacionada a la pandemia en el país.

Toda la información oficial del estado y del Ministerio de Salud con respecto a pandemia de coronavirus o covid19 en Nicaragua es manejada con cautela, y los casos positivos solo pueden ser anunciados por Rosario Murillo, vicepresidenta y pareja del dictador Daniel Ortega.

La población en su mayoría reporta numerosos casos sospechosos de coronavirus a lo largo del país, por medio de las redes sociales, sin embargo, para el estado solo existen dos casos positivos y ocho sospechosos de estar contagiados con la enfermedad.

A esto se le agrega la fuerte critica internacional de varios medios de comunicación importantes a la nulidad de medidas de parte del gobierno de Ortega para enfrentar la pandemia en el país.

Sin mencionar que la denominada marcha «amor en tiempos del covid-19» recibió duras criticas de estos medios internacionales, poniendo a Nicaragua en el ojo del huracán, por no acatar las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud.

Por otro lado, el sector privado que ha establecido medidas serias a lo largo y ancho del país para reducir la propagación del virus, hizo un llamado al gobierno para implementar fuertes medidas sanitarias.

Juan Sebastián Chamorro en una entrevista a la cadena internacional CNN, argumentaba que el gobierno que preside Daniel Ortega en lugar de implementar la prevención, lleva a cabo una campaña de propagación del virus.

En los diversos centros de salud del país, se les impide a doctores, enfermeros e internos, la utilización de mascarillas de protección, sin embargo este miércoles circularon imágenes de oficiales de la policía utilizándolas en la ciudad de Managua.

El gobierno de Ortega se niega a suspender las clases a todos los niveles de manera temporal y convocar a una cuarentena preventiva para evitar la propagación del coronavirus en Nicaragua, ya que el país no esta preparado para una emergencia sanitaria de gran magnitud.