Saltar al contenido

Mi experiencia desde las barricadas de aquel junio candente

octubre 9, 2018

Articulo de Opinión Pública.

¡Hola! Me anime a ser parte de esta iniciativa de esta pagina sobre los Artículos de Opinión Públicos, les quiero compartir mi historia, así que vamos allá;

Mi nombre es “Justo”, de hecho me autonombraré así por mi seguridad, yo siempre he soñado alto y anhelado una mejor Nicaragua, pues todo ese pensar aumento y deseaba que ese cambio llegará pronto desde aquel 18 de abril, cuando vi como muchos ancianitos eran golpeados en la ciudad de León por partidarios del gobierno, no sé, eso no me pareció para nada, lo repudié en aquel momento, esas imágenes eran muy duras.

Así que me anime a participar en un par de marchas que se dieron después de esos primeros días, pero el gobierno nos mandó a reprimir, fue algo muy triste, ya sabes, no poder expresarte por que hay un grupo que esta dispuesto a lastimarte si lo haces. ¡Muy lamentable!

Pasaron los días y por mi seguridad evite ir a mas marchas, bueno de hecho también influyó mi Madre, que como cualquier madre del mundo, se preocuparía por el bienestar y la seguridad de su hijo.

Con el aumento de la represión desatada por el gobierno, llegaron las barricadas, que fueron puesta por la población con la finalidad de defenderse, pues este nuevo escenario que inundaba al país, solo estaba en mi imaginación con las historias de la abuela, cuando me relataba la época en la que se derrotó a Somoza, todo era algo surrealista, pues no me lo creía.

Como joven pero sobretodo nicaragüense, pensé que era un compromiso permanecer en la barricada de mi calle, aunque nunca pensé que llegarían a estar tan cerca de mi hogar, pero era un hecho, las barricadas inundaron mi barrio.

Transcurría el mes de junio, y al igual que yo, estaban casi la mayoría de mis vecinos, mis amigos con los que jugaba al fútbol en la cuadra cuando estaba un poco mas pequeño, hasta con aquellos vecinos que nunca crucé palabra o creía que talvez les caía mal, ahí estábamos como grandes amigos, organizando todo y buscando la manera de evitar cualquier ataque.

Cabe destacar, que ahí estábamos todos, pero ¡Ojo! Nosotros no buscamos como lastimar a alguien ni causar alguna clase de daño, estábamos ahí para evitar que nos hicieran daño, para defender a nuestras familias, a los pequeños del hogar, a nuestras mujeres (madre, hermana, hija, esposa). Que al fin y al cabo eran ellas las que se organizaban para llevarnos alimentación en todo momento. Era un momento muy difícil pero sobretodo un momento para hacer Patria. ¡Viva Nicaragua! Muchas gracias por leerme. Saludos.

Bienvenido a PuebloÚnete, nosotros hacemos uso de Cookies con la finalidad de mejorar la experiencia de navegación.